Si nosotros pudiéramos observar detenidamente nuestra glándula pineal, estaríamos contemplando exactamente el cristal brillante moviéndose y encajándose a tal velocidad que no podríamos seguirlo porque sus movimientos van de acuerdo con el deseo y la velocidad del pensamiento.

Si decimos que estamos en un organismo vivo, tenemos que imaginar que este cristal está vivo; él reaccionará según los datos que él recibe, y estos datos se llaman informaciones-pensamientos.

Cuando el cristal recibe información desordenada y de baja vibración, le sucede como a cualquier organismo vivo; al subir y bajar constantemente el voltaje se deteriora, sus filamentos no aguantan y como eléctricamente es inconstante, el cristal reacciona con movimientos densos, lentos e incorrectamente expresados, tanto que comenzará a deteriorar a esta mente y al hacerlo, su universo seguirá su camino.

Los mundos divinos quieren que entendamos lo que nos sucede, que nos conozcamos internamente para descifrar el funcionamiento del todo y para que seamos parte de él.

La evolución elevación en nosotros, ha llegado a un punto donde debemos comprender que la mística y las palabras bellas fueron empleadas en la era de piscis para ablandar nuestros corazones y para hacernos entender que, a través del camino espiritual, podemos elevar nuestros pensamientos.

Esta primera etapa consistió en preparar la Tierra, abonarla y surcarla, para poder sembrar las semillas del conocimiento, cuando ellas germinen en nuestras mentes, creceremos, porque seremos:

La tierra, el conocimiento.

La semilla, el entendimiento.

El fruto, el amor.

Cuando cosechemos el fruto de todos nuestros esfuerzos, entonces podremos unirnos a ellos y veremos que, al hacerlo, el universo se abre para nuestras mentes y podremos completar en todo su esplendor la creatividad.

Para que esto suceda, las energías-pensamientos tienen que fluctuar entre el lado derecho y el izquierdo del cerebro. Son energías que ya están evolucionadas y elevadas, y cuando las 2 realidades se cruzan, es cuando las ideas son captadas y realizadas.

La X siempre está en movimiento, graduando diferentes ángulos, y en cada uno de ellos se encuentra la probabilidad en su mínima o máxima expresión. El movimiento de la X, la apertura de los ángulos, la frecuencia de su vibración marcará la diferencia.

Cuando la energía pensamiento no se encuentra evolucionada o elevada, entonces la X se encuentra cerrada. Esto significa que el cerebro del ser solo trabaja horizontalmente, en una línea plana.

Cuando despierta, se activa la línea horizontalmente y forma una X. A medida que sigue avanzando, el signo va haciendo otras líneas, hasta formar la punta del brillante. Cerrando las 8 puntas formaremos un octágono y así se llegará al conocimiento, entendimiento y amor.

Todas las líneas convergen en un solo punto, la glándula pineal, por esto decimos que el fenómeno sucede cuando las energías pensamientos están evolucionadas y elevadas.

Las 2 puntas del brillante se formarán al mismo tiempo. La punta de elevación se formará en la glándula pineal, y la punta de la evolución en la glándula pituitaria. Dependerá de si el brillante se encuentra en una existencia par o impar. Si se encuentra en la existencia par, se encontrará verticalmente encajando en una realidad horizontal, de esta manera, las energías pensamientos podrán existir en las 2 realidades al mismo tiempo.

La comprensión del universo es simbiótica, para entenderlo, deberemos ampliar nuestras mentes y abarcar el concepto cósmico para que podamos comprender mejor lo que nos están transmitiendo.

En el universo el espacio no existe, todo está herméticamente sellado. El todo gira se entrelaza, se acopla, se fusiona, se alimenta, se nutre, se encaja como una maquina en movimiento. Todas las piezas estás funcionando al mismo tiempo, y cada una de ellas realiza su labor.

Cada vez que un cristal brillante gira, uno horizontal se adapta, formando un ángulo. Cada ángulo tiene un significado. Así pues, los ángulos se mueven a velocidades increíbles por el deseo-creador de la mente.

Así es como el cerebro universal trabaja, y es así como los cristales se van encajando, formando la vibración, ritmo, sonido, densidad, claridad, color, deseo y todo lo que un cerebro representa.

Todo comenzó con la X, partiendo de ella, el todo tomo forma.

La X es la mente encarnada en el hombre.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Gracias por tu interés

Si te ha sido útil, compártelo con tus amig@s. Gracias.

Shares