Ante todo, nada se pierde en el universo, todo se recicla.

La muerte como nosotros la entendemos no existe, y al no existir, la energía pensamiento encarna y continúa su existencia.

Tenemos que diferenciar la siguiente terminología: accidente, casualidad, coincidencia, destino, karma, causa y efecto, predestinación y tragedia.

Karma

Es el sufrimiento que la energía pensamiento carga de vida en vida por no entender la causa, el efecto y el destino.

Al no comprender lo que sucede y al no saber cómo rectificarlo, lloramos, sufrimos, nos angustiamos y culpamos por la mala suerte de nuestro destino.

Karma es sinónimo de falta de entendimiento.

Al no corregir el origen de nuestros males y de nuestras perturbaciones psíquicas, los atribuimos al destino.

Una vez comprendido y rectificado, se convierte en dharma.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Gracias por tu interés

Si te ha sido útil, compártelo con tus amig@s. Gracias.

Shares